Mi rutina de belleza cambió cuando descubrí Le Gel de SCENS

Todos tenemos una amiga que sabe cada detalle del gran mundo de la cosmética y todo lo que hay detrás de cada uno de los productos que dan renombre a esas marcas.

Bien, en mi caso, esa amiga es Mireia, y el otro día me dijo que estaba más vieja, sin tapujos, que me veía distinta. Todo dejó de brillar y mi cabeza gritó: “ALARMA”.

Yo suelo utilizar productos naturales, pero no me complico la vida, así que he decidido cambiar mi rutina de belleza por completo, más que cambiar, empezar con una rutina de verdad.

Así que decidí que me aconsejara sobre cuál sería la rutina más apropiada para mi tipo de piel, que ya os adelanto que es atópica para así ponerme las pilas y mejorar el estado de mi piel.

Lo primero que hay que tener en cuenta antes empezar cualquier tratamiento en la piel o aplicar cualquier producto para la mejora de esta, es esencial comenzar con una buena limpieza, bien profunda para eliminar todas las impurezas.

Le Gel by SCENS
Le Gel by SCENS

Ella estaba usando Le Gel, de SCENS, y me detalló todos los beneficios de ese producto, y decidí comprarlo para ver si me funcionaba tan bien como a ella.

Lo primero que noté al usarlo es que me dejó el rostro extremadamente limpio pero sin resecármelo, otra cosa que me llamó la atención es que tenía un par de heridas en la barbilla y al usarlo un par de días, noté como cicatrizaban más rápido y se me curaban antes de lo habitual.

Eso sería gracias a la savia de sangre de Drago, un potente antioxidante que lleva este gel y a medida que lo vas usando, se nota.

Otra ventaja que tiene y lo he notado estas últimas semanas, es que la piel está más jugosa y más joven y ahora que llega el verano es ideal, puesto que también te protege del sol, además de revitalizar y dejarte a punto el rostro para cualquier ocasión.

Soy de esas personas que les da una pereza extrema el cuidado de la piel, el desmaquillarse todas las noches y el uso de jabones que cuestan hasta de eliminar por mucho que te enjuagues, menudo rollo.

Pero cuando me levanto y me voy a dormir, que es cuando lo uso, me hace ilusión, es como si se tratase de un ritual, me deja tan bien la piel, tan radiante, que hay días que ni me maquillo para ir a trabajar, ya que noto esa frescura y limpieza profunda que hace que sea un gustazo ir con la piel desnuda.

Os animo a probarlo porque sé segurísimo que no os va a decepcionar, que como me pasó a mí, os vais a enganchar desde el primer día, y se convertirá en uno de vuestros productos TOP en vuestras rutinas de belleza.

[Total:2    Promedio:5/5]

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.